martes, 21 de febrero de 2017

PREPARANDONOS PARA EL 2 DE ABRIL

PREPARANDONOS PARA EL 2 DE ABRIL

Cnel (VG) Horacio Losito
"Sólo en un país tan apátrida como este, en donde sobreviven patrias "peronistas o socialistas", se tolera que héroes de Malvinas estén presos, pudriéndose en cárceles comunes, sin atención médica, maldecidos por la sociedad toda, encerrados por juicios expres montados por el CELS (MI 6 británico), con pruebas y testigos falsos. 

EL BOGOTAZO LIMPIO-3ERA.PARTE:EL BOGOTAZO- PARTES 10-11-12



10. Nuevas piezas del rompecabezas

     Como confirmación del principio forense de que todo contacto deja una huella, muchos años después de los sucesos del 9 de abril de 1948, una pieza importante de este rompeca-bezas histórico llamado el Bogotazo apareció en el lugar más inesperado: una prisión en Cuba. A fines del 1980, el general José Abrahantes, jefe del Ministerio del Interior de Cuba, le ordenó a uno de sus oficiales, el capitán de la inteligencia castrista Carlos Cajaraville, ahora exiliado en la Florida, que interrogara a un prisionero que había solicitado que le dieran la libertad a cambio de una valiosa información.158 El prisionero era un ciudadano norteamericano nombrado John Mepples (o MacMepples) Spiritto, que cumplía una sentencia en una prisión cubana por haber colaborado a comienzos de los años 60 con algunos grupos guerrilleros anticastristas en las montañas del Escambray, en la parte central de Cuba.

     Según Spiritto, quien aseguraba que había trabajado para la CIA, en 1947 había sido enviado a Colombia como parte de la Operación PANTOMIME, un plan cuyo objetivo era neutralizar o, en su defecto, eliminar físicamente a Gaitán. Al parecer, los oficiales de inteligencia que interrogaron a Spiritto llegaron a la conclusión de que la información que éste había proporcionado era cierta, porque poco después fue puesto en libertad y el gobierno cubano le proporcionó un moderno apartamento en la bella barriada del Vedado, en La Habana.

     Algunos años después, varios oficiales de la contrainteligencia cubana que trabajaban en la realización de un documental pensaron en el potencial propagandístico de la información que había suministrado Spiritto y decidieron explotarlo. Su plan era usar a Spiritto en el documental, que habían titulado Pantomima,160 para desacreditar a la CIA.

    

¿Martires protestantes? – Mons. De Segur

¿Martires protestantes? – Mons. De Segur



  ¿Tiene mártires el protestantismo? Él (protestante) así lo cree, pero se engaña.

EL BOGOTAZO LIMPIO-3ERA.PARTE:EL BOGOTAZO-PARTES 7- 8- 9



7. Análisis de inteligencia del Bogotazo

     La mayoría de los servicios de inteligencia comparten la opinión de que lo más importante en el campo de la inteligencia y el espionaje no es la acumulación de información, sino la interpretación y el análisis de la información a fin de convertirla en inteligencia que pueda ser usada para llegar a un estimado correcto de la situación y emitir un pronóstico. Desgraciadamente, eso es precisamente lo que brilla por su ausencia en la mayoría de los estudios sobre el Bogotazo, en especial el de Alape.

     Casi todos los autores que han estudiado el Bogotazo, coinciden en que lo que desató los disturbios fue el asesinato del líder colombiano Jorge Eliécer Gaitán, jefe del Partido Popular, a manos de Juan Roa Sierra, un joven mentalmente inestable. Pero tan sólo un somero análisis de los sucesos desde el punto de vista de contrainteligencia, demuestra que, por el contrario, el Bogotazo fue una operación de bandera falsa planeada por los conspiradores del CFR, y puesta en ejecución siguiendo principios operativos establecidos por la OSS y la recién creada CIA.

     En realidad, el Bogotazo fue un elemento clave de una gran operación de guerra psicológica (psiop),72 cuyo objetivo final era amedrentar a los pueblos norteamericano y latinoamericanos con el miedo al comunismo — un enemigo artificialmente creado en sustitución del desaparecido enemigotambién artificialmente creado que los conspiradores acababan de perder con el fin de la guerra: la Alemania nazi.73 Por tanto, no fue por casualidad que la primera misión asignada a la organización que luego pasaría a ser la Oficina de Proyectos Especiales de la CIA fuese una operación dirigida en contra del pueblo norteamericano para condicionar sus mentes en el miedo y el odio hacia el país que poco después se convertiría en el enemigo principal de los EE.UU.: la Unión Soviética.

     Las técnicas de propaganda y sabotaje empleadas en el Bogotazo — transmisión de falsos mensajes por emisoras de radio clandestinas incitando a los revoltosos, distribución de hojas sueltas implicando a los comunistas, etc. — parecen haber sido tomadas directamente de uno de los manuales de operaciones de guerra psicológica producidos por la Rama de Operaciones Morales (Morale Operations Branch) de la OSS. El objetivo principal de la Rama de Operaciones Morales de la OSS consistía en crear pánico infundado, intimidar, desmoralizar, y crear confusión y desconfianza tanto en la población civil como en los ejércitos enemigos. Un objetivo secundario era estimular resentimiento y rebelión entre las poblaciones ocupadas, principalmente usando propaganda “negra”, en la que la fuente de información se oculta o se disfraza de algo que no es.



LOPEZ REGA, EL PERONOSMO Y LA TRIPLE "A"10)-El secretario


 MARCELO LARRAKY



10

El secretario

     Casi en forma simultánea a la iniciación en el candomblé de López Rega, el 29 de mayo de 1970 Montoneros hizo su irrupción en la escena política cuando asumió el secuestro del general retirado Pedro Eugenio Aramburu. El hecho provocó diversas conjeturas y conmo-vió a la sociedad argentina. Fue una operación que Perón había deseado quince años atrás, y se la había reclamado a los militantes dela Resistencia Peronista. Esta vez, la muerte de su enemigo no lo colmó de alegría sino de incertidumbre. El General no sabía qué eran los Montoneros.

     Hasta el día de su secuestro, Aramburu intentaba proyectarse como una alternativa política, capaz de conducir la transición hacia un gobierno democrático, frente a la negativa del presidente Onganía de definir un programa electoral.

Hacia 1970, Montoneros estaba compuesto por un grupo reducido de jóvenes que actuaba en Córdoba y Buenos Aires. La mayoría de ellos provenía del nacionalismo de derecha y la militancia cristiana, y cursaban estudios universitarios. Habían iniciado sus operaciones armadas el año anterior con robos menores a fin de pertrecharse de armas y dinero. Para una descripción detallada de la historia de la organización véase Richard Gillespie,

Soldados de Perón. Los Montoneros, Buenos Aires, Grijalbo, 1998. En cuanto al secuestro de Aramburu, según las primeras informaciones que se difundieron del hecho, dos guerrilleros vestidos con uniforme militar habían pasado a buscarlo a su departamento del centro de Buenos Aires para ofrecerle su custodia en el Día del Ejército. La esposa del ex presidente los hizo entrar y luego se retiró a hacer las compras. Incluso le ordenó a la mucama que les sirviera café. Aramburu aún estaba en pijama. Se puso la misma ropa que el día anterior, se lavó la cara en el baño y a poco de saludar a los dos jóvenes que se presentaron como miembros de la fuerza, fue intimado a descender. Le apuntaban con una ametralladora. Aramburu fue introducido a la vista de varios testigos en un Peugeot 504 blanco, estacionado en la calle. Esa fue la versión oficial del secuestro.

EL BOGOTAZO LIMPIO-3ERA,PARTE-EL BOGOTAZO TEMAS 4- 5- 6



4. El papel de Perón

     En su entrevista con Alape, Castro trata de explicar algo bien difícil: el motivo por el que el pro fascista y anticomunista presidente-dictador de Argentina, Juan Domingo Perón, le suministró los fondos para viajar a Colombia y otros países.37 Según la versión de Castro,

Por aquella época existían ya las contradicciones fuertes entre Perón y los Estados Unidos. Nosotros [Castro usa el plural retórico de los reyes cuando se refiere a sí mismo] estamos pues en este movimiento que se circunscribe a los siguientes puntos: la democracia en Santo Domingo, la lucha contra Trujillo, la independencia de Puerto Rico, la devolución del

canal de Panamá, la desaparición de las colonias que subsistían en América Latina.

Eran los cuatro puntos fundamentales, y esto nos [me] llevó a establecer ciertos contactos, digamos tácticos, con los peronistas, que también estaban interesados en su lucha por algunas de estas cuestiones, porque ellos también estaban reclamando las Islas Malvinas, que eran unacolonia inglesa.

Por aquella época los peronistas realizaban actividades, enviabandelegaciones a distintos países, se reunían con estudiantes, distribuían sumaterial; de esa coincidencia entre los peronistas y nosotros [yo] surgióun acercamiento táctico con ellos.

     Algunos autores han tratado de explicar el contacto inicial entre Castro y los peronistas alegando que, por una de esas coincidencias de la vida (coincidencia no es un término científico), a mediados de marzo de 1948 se hallaban de visita en Cuba varios delegados argentinos a la Reunión de Empleo y Comercio de las Naciones Unidas, que se iba a celebrar en La Habana. Esos fueron quienes les proporcionaron a Castro los fondos necesarios para el viaje a Colombia.

     Pero las contradicciones entre Perón y los conspiradores que controlan el gobierno de los Estado Unidos no pasan de ser una entelequia producto de la imaginación de Fidel Castro o de quienes lo enviaron a Bogotá. Por el contrario, en esos momentos Perón era uno de los aliados más valiosos de los mismos intereses que reclutaron a Castro para su misión secreta en Colombia.

     Aunque Perón en esos momentos había asumido una aparente postura anti norteamericana, existe evidencia circunstancial que indica que en realidad era un aliado secreto de los banqueros de Wall Street y amigo personal de Allen Dulles. Como abogado de Wall Street, Dulles representó los negocios de muchos intereses corporativos y políticos en Argentina, en particular de los Rockefellers, antes y después de la guerra.


LOPEZ REGA, EL PERONISMO Y LA TRIPLE "A"(9)-El mayordomo





 MARCELO LARRAKY



9

El mayordomo

     Antes de viajar a Madrid, López Rega le hizo llegar a Perón una carta de presentación personal. El relato contenía destellos de verdad autobiográfica, perocarecía de la astucia suficiente para engañar al General. Era evidente que el impresor de Suministros Gráficos sobreestimaba su rol dentro de Anael, hasta el punto de afirmar que compartía la dirección de la logia junto con el doctor Urien. La carta de López Rega está fechada el 31 de mayo de 1966, y habría sido llevada en mano por su hija Norma, que por entonces tenía 20 años. Sugestivamente, diez días más tarde Perón le envió una carta al jefe de la logia, el doctor Urien, donde le pedía que le informara acerca de todo lo referente a Anael, que, "siendo usted el jefe me interesa más". Escribió Perón: Poco sabemos de las grandes fuerzas que manejan el destino, pero de ellas podemos extraer una verdad positiva: nada hay superior al bien. Si logramos hacer que ese bien impere, siquiera sea en una mínima parte delas acciones humanas, habremos plantado una pica en Flandes.

Para la carta de Perón a Urien, véase revista Siete Días, del 18 de agosto de 1974. En el mensaje de Perón a Urien se advierte una relación añeja. Perón manda saludos al padre del juez, a los hermanos de Anael, ofrece su cooperación para la logia y le aclara a su destinatario que él ya había conocido "a la organización brasileña y a Caviglia como Delegado". La carta de López Rega a Perón fue publicada por la revista Somos del 17 de junio de 1977. En ella, López Rega definía a Urien como el elemento político-teórico de la logia, mientras él se atribuía el desempeño de un rol espiritual y a la vez ejecutivo; aducía haber aceptado integrarse por pedido expreso del juez, y sólo a condición de que Anael se pusiera al servicio de la causa peronista. 


EL BOGOTAZO LIMPIO-3ERA. PARTE-EL BOGOTAZO-TEMAS 1- 2- 3



TERCERA PARTE:
EL BOGOTAZO
Lo hicieron los comunistas. Gen. G. Marshall
     La mayoría de los colombianos que han estudiado el Bogotazo consideran que los trágicos sucesos fueron tan sólo una explosión de violencia producto de la política nacional. Pero, tal como demostraré más adelante, esa opinión no se corresponde con los hechos. Por el contrario, todo indica que el Bogotazo fue una operación de guerra psicológica de bandera falsa que no tuvo nada que ver con la política interna de Colombia. Prueba de ello es que un informe secreto sobre los disturbios, hecho por el Attaché de la Oficina de Inteligencia Naval de los EE.UU., Coronel W.F. Hausman, menciona que inicialmente los disturbios habían sido planeados para que estallaran durante la Conferencia Panamericana
que había tenido lugar en Rio de Janeiro en 1947. Pero la policía brasileña hizo un buen trabajo y eficientemente dispersó a los revoltosos antes de que los disturbios llegaran a generalizarse.
     En realidad, el Bogotazo fue el suceso que inició en el hemisferio occidental una operación de guerra psicológica de enormes proporciones: la llamada Guerra Fría.
1. Los agentes provocadores
     Tal como expliqué en el capítulo anterior, Fidel Castro fue reclutado por la CIA a comienzos de 1948 y enviado a Colombia como agente provocador para participar en el Bogotazo y en el asesinato de Gaitán. Su objetivo era plantar pistas falsas que inculparan a los comunistas por ambos hechos.
     Camino a Colombia, Castro y su amigo Rafael del Pino Siero hicieron una breve escala en Panamá, donde fueron presentados al Presidente Enrique Pérez Jiménez. Fiel a su papel de agente provocador, del Pino aprovechó la ocasión para pronunciar un discurso virulentamente antinorteamericano. Pero quienes escucharon su apasionada arenga anti norteamericana ignoraban que, pocos meses antes, del Pino había sido licenciado honorablemente de las fuerzas armadas norteamericanas. Más aún, su presencia en casa de Mario Lazo cuando Castro fue reclutado indica que del Pino aún mantenía relaciones con miembros de los servicios de inteligencia norteamericanos.
     Pocos días después, los recién reclutados agentes provocadores se trasladaron de Panamá a Venezuela, donde repitieron su actuación cuando se reunieron con un grupo de estudiantes universitarios. Luego se entrevistaron con el ex presidente Rómulo Betancourt, quien había sido designado para encabezar la delegación de Venezuela ante la Conferencia de Bogotá.
     Debido a su posición nacionalista y antiimperialista, y al hecho de que cuando joven había sido líder del Partido Comunista venezolano, los conspiradores del CFR consideraban a Betancourt problemático y por eso lo acusaban de comunista.
     Es evidente que el verdadero propósito de las actividades de Castro y del Pino en Panamá y Venezuela habían sido planeadas con anterioridad por los conspiradores del CFR para solidificar la falsa cubierta de los agentes provocadores como agentes del comunismo internacional. De Venezuela, ambos agentes provocadores se dirigieron a Colombia.
     Desde el momento en que Castro y del Pino arribaron al aeropuerto de Medellín, la Oficina de Seguridad Nacional colombiana los mantuvo bajo una estrecha vigilancia. 
Alberto Niño, en esos momentos Jefe de Seguridad de Colombia, luego escribió que había sido informado de que los cubanos habían reemplazado dos agentes de inteligencia soviéticos estacionados en Cuba. Pero, como veremos más abajo, al parecer Niño era uno de los que creía que ser anticomunista le ganaba puntos con los señores del norte.
     Continuando su misión de agentes provocadores, en los días previos al Bogotazo, Castro y del Pino abiertamente distribuyeron propaganda comunista en varios lugares de la ciudad. También colocaron convenientemente a la vista en su habitación del hotel Claridge literatura comunista para que luego fuera hallada por las autoridades.
     El día antes de que estallaran los disturbios, Castro y del Pino asistieron a una reunión con representantes de la Unión Sindical Obrera Colombiana donde, entre otras cosas, Castro disertó sobre las técnicas del golpe de estado. Sin embargo, hasta la propia Claudia Furiati, una autora brasileña procastrista, ha tenido que reconocer que el tono fuertemente izquierdista usado por Castro en su disertación, “se parecía al que solían emplear los provocadores.”
     Testigos presenciales afirmaron que, a eso de las 4:00 p.m., pocas horas después de que Gaitán había sido asesinado, vieron una turba callejera, con Fidel Castro al frente, gritando “A Palacio” [refiriéndose al Palacio presidencial]. Según esos testigos, Castro empuñaba un fusil, y se jactó de haber matado a dos curas.
    

LOPEZ REGA, EL PERONISMO Y LA TRIPLE"A"(8)-La enviada


 MARCELO LARRAKY



8
La enviada

Cuando en mayo de 1965 Isabel Perón fue enviada a la residencia de Jorge Antonio, en el Paraguay, apenas empezaba a memorizar el abecedario básico de la política. Allí, Isabel recibió a sindicalistas y políticos peronistas y les anticipó que en el mediano plazo viajaría a la Argentina como factor de unidad. Les pidió que le organizaran actos públicos. Para los visitantes fue una sorpresa, porque los que habían viajado a Madrid jamás le habían escu-chado una opinión. Los más sarcásticos no le asignaban mayor función que la de cualquier mueble de la casa.

Isabel llegó a la Argentina el 10 de octubre de 1965. La única fuerza que sostenía su dimi-nuta figura era el mito de su marido. Su misión era pulsar el poder real de Augusto Vandor. En ese momento, el sindicalista era el único peronista capaz de dejar al General arrumbado en el exilio, envuelto apenas en el resplandor opaco de un líder del pasado. En la conferencia de prensa que ofreció el día de su llegada, Isabel informó que participaría del acto previsto para el 17 de octubre, y dijo que era portadora de un mensaje de paz y unidad.
Pronto su presencia se convertiría en una carga explosiva. Alojada en el hotel Alvear Palace por cuenta y orden del diputado provincial Emilio Güerci, la esposa de Perón era custodiada por suboficiales retirados del Ejército, por un grupo de la JP (Juventud Peronista) de Alberto Brito Lima, y por integrantes del Movimiento Nacional Argentina (MNA) de Dardo Cabo. Las huestes juveniles ocuparon los pasillos del hotel y cubrieron los accesos con guardias rotativas. Había entre ellos una evidente rivalidad por obtener un mejor posicionamiento frente a Isabel. Abajo, los dirigentes políticos y gremiales del peronismo empezaban a hormiguear sobre las mullidas alfombras del hall y enviaban bouquets de rosas a la suite 511 con la esperanza de ser recibidos. Afuera, no hubo bienvenida. Isabel fue insultada y repudiada por manifestantes antiperonistas, y hasta las mujeres del barrio se sumaron al coro y la invitaron a trabajar en el Bajo, junto a las prostitutas. Hubo disturbios callejeros y choques con los carros de asalto. Pero, aparte de las quejas de los huéspedes del hotel por la invasión, la estadía de Isabel concluyó cuando los Comandos Civiles de la derecha católica, que le habían declarado la guerra y escondían armas y bombas molotov en el bar La Biela, organizaron una "marcha por la libertad" y cruzaron disparos con la guardia juvenil peronista.

EL BOGOTAZO LIMPIO-2DA.PARTE-FIDEL CASTRO-TEMAS 10.11



10. ¿Es el castrismo fascismo disfrazado de comunismo?
     Lo que la mayoría los opositores de Batista tenía en mente cuando luchaban contra el dictador cubano era sólo deshacerse de él y retornar la isla a la normalidad bajo las direc-trices de la Constitución cubana. O sea, que la lucha contra Batista fue en realidad una rebe-lión popular para restablecer el orden constitucional, no una revolución para cambiarlo total y drásticamente. Sin embargo, los planes secretos de Castro eran muy diferentes. Su obje-tivo era no sólo la transformación política de Cuba, sino también la transformación total de la sociedad cubana y la creación de un “hombre nuevo”; una vieja idea fascista. Pero un cambio tan profundo y dramático no era posible tan sólo con cambios sociales superficiales, de modo que los cambios en Cuba fueron radicales. Estos cambios no contemplaban un retorno a la democracia, sino la destrucción total de lo que Castro veía como un sistema so-cial opresivo. De modo que el sistema político y social que Fidel Castro estableció en Cuba y que, desgraciadamente, muchos cubanos estaban tan ansiosos de abrazar, comenzó con una idea utópica y terminó en un sistema de prisiones y campos de concentración.

LOPEZ REGA, EL PERONISMO Y LA TRIPLE"A"A"(7)-El Conductor Cósmico

MARCELO LARRAKY

7- CONDUCTOR COSMICO


     A comienzos de los años sesenta, López Rega empezó a elaborar un manual destinado a transmitir a los habitantes del planeta sus conocimientos espirituales y a demostrar que éstos tenían aplicación en la vida cotidiana. Si bien la iniciativa lo desligaba cada vez más de las enseñanzas que había recibido de Victoria, López consideró que su sabiduría, o ese pequeño relámpago de iluminación que decía poseer, era un patrimonio que Dios le había otorgado para que lo entregara a todos sus hijos. De modo que, al lanzarse a la escritura de “Astrología esotérica”, lo hizo convencido de que no traicionaba juramento de fidelidad alguno, y así lo explicó en el prefacio de su obra. Al presentarse como poseedor de ciertas claves secretas que rigen la vida delos seres humanos, López Rega intentaba colocarse en una situación de poder frente al resto de la humanidad. Él poseía los misterios ocultos y los popularizaba, según su propia confesión, para impedir que algún emperador omnipotente intentara manejarlos a su arbitrio con el propósito de dominar el mundo. López Rega quería que “Astrología esotérica” funcionara como un manual de autoayuda, un amigo mudo, de consulta diaria. Por tal motivo pedía a sus lectores que abandonaran sus falsos orgullos y le creyeran. Juraba que sus revelaciones eran absolutamente verídicas y se comparaba con Thomas Alva Edison, a quien tampoco creyeron cuando anunció que había inventado las lámparas eléctricas. El mundo, advertía López, no debería caer en el mismo error: si seguía ciertas tablas de valores vibratorios y las asociaba con su respectivo signo zodiacal, el lector de “Astrología esotérica” estaría en condiciones de lograr la armonía que le permitiría influir positivamente sobre las personas. 

EL BOGOTAZO LIMPIO-2DA.PARTE FIDEL CASTRO.-TEMAS 7- 8- 9



7. El “marxista” Fidel Castro

     La prueba esencial de la supuesta verdadera filiación ideológica de Fidel Castro, que aparece citada una y otra vez por casi todos los autores “serios” que han estudiado el tema, es la auto confesión ofrecida por el propio Castro el 2 de diciembre de 1961 en un discurso en el que proclamó, después de varias horas de su cantinfleo típico en el que se empeñó en explicar lo inexplicable, como, a pesar de que nunca fue miembro del Partido Socialista Popular, de que los comunistas lo detestaban, y de que era un ignorante total en materia de teoría marxista, siempre había sido marxista de corazón, y lo sería hasta el último instante de su vida.

     La inesperada revelación tomó por sorpresa no sólo a los comunistas cubanos, sino también a los soviéticos, quienes la recibieron con justificado escepticismo. Paradójicamen-te, fueron los anticastristas cubanos en la Florida quienes la acogieron con beneplácito. Los anticastristas del exilio siempre han mantenido que Castro es un mentiroso compulsivo (fue Mario Lazo quien le puso el mote de “el gran mentiroso”), en lo que coinciden con la mayoría de quienes conocieron personalmente al tirano en sus años de juventud.

     De modo que, cuando Castro afirmó que Cuba era ahora el país más democrático del mundo, los exiliados anticastristas respondieron: ¡Mentira! Cuando Castro dijo que había acabado con el analfabetismo, dijeron: ¡Miente! Cuando Castro afirmó que en Cuba no había desempleo, clamaron: ¡Mentiroso!, y así por estilo. Pero, cuando un buen día el gran menti-roso afirmó que toda la vida había sido marxista y comunista, los anticastristas del exilio gritaron todos a una: “Vean: Dice la verdad. Es marxista. Es comunista.”

     

LOPEZ REGA, EL PERONISMO Y LAS TRIPLE "A"(6)-Por el amor de Dios


 MARCELO LARRAKY



6
Por el amor de Dios
     Todo el vértigo de Caracas se aplacó en República Dominicana. Perón vivió durante dos años en calidad de huésped de honor del Generalísimo Rafael Leónidas Trujillo Molina, con todas las comodidades a su disposición. El gobierno extremaba las condiciones de su segu-ridad hasta el punto de informarle sobre los argentinos que solicitaban visitarlo, para que él mismo decidiera si se aceptaba o rechazaba el pedido de visa. Trujillo estaba siempre dis-puesto a atender a sus necesidades. Si se enteraba de que Perón tenía alto el colesterol, mandaba comprarle aceite de maíz importado de los Estados Unidos. Y así con todo. Cuan-do sufrió un mareo que lo tumbó en la cama, lo asistieron los más calificados médicos del Hospital Militar, que le extrajeron de la oreja un tapón de cera del tamaño de una almendra.
     Apenas el Generalísimo supo que Perón se sentía incómodo en el hotel Paz, que perte-necía al Estado, de inmediato le envió un coronel que lo trasladó a la residencia desocupada de su hijo Ramfis Trujillo, rodeada de ocho hectáreas de tierra, ubicada a doscientos metros del mar Caribe, y con tres morenas dedicadas a su servicio.

EL BOGOTAZO LIMPIO-2DA.PARTE FIDEL CASTRO- PARTE-TEMAS 4-5-6- ERA CASTRO COMUNISTA?

4. ¿Era Castro comunista en 1948?
     Algunos autores como Nathaniel Weyl y Angel Aparicio Laurencio, han tratado de explicar el Bogotazo como una operación llevada a cabo por los comunistas y que desde temprana edad Castro era un comunista activo. Ambos autores se han basado fundamentalmente en el libro de Alberto Niño “Antecedentes y secretos del 9 de abril”. Niño era el Jefe de Seguri-dad de Colombia cuando los disturbios, y su libro muestra un evidente prejuicio anticomu-nista que se manifiesta en la tendencia a verlo todo como resultado de las acciones de los comunistas.
     Por ejemplo, según Niño, “Por estos mismos días llegaron a Bogotá los reconocidos comunistas cubanos Fidel Alejandro Castro y Rafael del Pino.” No obstante, contrariamente a lo que alega Niño, no existe ni un ápice de evidencia que indique que, antes del Bogotazo, Castro o del Pino estuvieran ligados en forma alguna al Partido Comunista cubano o a alguna organización internacional de comunistas. Por el contrario, algunos que lo conocie-ron de cerca afirman que Castro nunca fue comunista y que del Pino era un anticomunista furibundo. Sin embargo, a pesar de ser un anticomunista convencido, Niño muestra una ignorancia supina sobre la ideología y las tácticas de los comunistas. Por ejemplo, como prueba de que Castro y del Pino eran comunistas, Niño provee la información de que, el día previo a los disturbios, los cubanos asistieron a una reunión de la Organización Colombiana del Trabajo, en la que disertaron sobre las técnicas del golpe de estado y la organización de un paro general. Sin embargo, tan sólo un estudio superficial de la literatura comunista muestra que los comunistas siempre se han opuesto a los golpes de estado, por considerar-los una técnica fascista.

     

LOPEZ REGA. EL PERONISMO Y LA TRIPLE "A"(5) Relaciones peligrosas



 MARCELO LARRAQUI

 5

Relaciones peligrosas

     En mayo de 1957, después del atentado contra su vida, Perón cayó en cama. Pasaba todo el día acostado, con temblores intermitentes y la transpiración helada. Sólo se levantaba para vomitar. Su médico, Benzon, le informó que tenía el hígado y los intestinos infectados. Se trataba de una amebiasis. Para Isabel fue una oportunidad. Por primera vez, las limita-ciónes del General le permitieron tomar las riendas del hogar y cuidar al enfermo como no podía hacerlo ninguno de sus colaboradores. Entonces empezó a ganarse un lugar en su vida.

      Tras guardar reposo, Perón se restableció y continuó su rutina. Recibía a exiliados, fun-cionarios locales y a todo aquel que llegara de la Argentina. Trazaba las líneas de acción a seguir, hablaba de la situación mundial y escuchaba propuestas de negocios. Para cada visitante tenía una palabra de aprobación y de aliento. En una oportunidad recibió a un sindicalista; hablaron de política durante un rato y luego le redactó una carta de apoyo. El visitante volvió a Buenos Aires creyéndose su delegado. A la semana, sucedió exactamente lo mismo con otro sindicalista: conversación, carta de apoyo y guiño de representación. Uno de sus colaboradores le preguntó por la razón de esa actitud.

     -M'hijo, dijo Perón, yo tengo que estimularlos a todos igual y unirlos detrás de una misión común, pero también tengo que hacer que se enfrenten. Sino, nunca voy a saber cuál de los dos es el mejor.
     

EL BOGOTAZO-2DA.PARTE-FIDEL CASTRO TEMA 1-2-3



SEGUNDA PARTE: FIDEL CASTRO

Una característica común de todos los oficiales de inteligencia es que poseen una mente abierta. Para ellos nada es imposible por el sólo hecho de ser improbable. Thomas Powers, The Man Who Kept the Secrets.

Cuando eliminamos lo imposible, lo que quede, por improbable que parezca, tiene que ser la verdad. (Sherlock Holmes, The Sign of the Four).

     Al mediodía del 9 de abril de 1948, el abogado y popular líder político Jorge Eliécer Gaitán, quien muchos vaticinaban que sería el próximo presidente de Colombia, fue asesina-do cuando salía del edificio en que se hallaba su oficina. Fidel Castro y otros tres estudian-tes de la Universidad de La Habana, Rafael del Pino, Enrique Ovares y Alfredo Guevara (sin parentesco con Che Guevara), se encontraban en Bogotá en esos momentos. Habían arri-bado unos pocos días antes de la inauguración de la Novena Conferencia Panamericana que había de celebrarse en esa ciudad. El motivo alegado para justificar la presencia de los cubanos en el país era su participación en un congreso estudiantil antiimperialista que había sido planeado para que coincidiera con la Conferencia.

     Tan sólo unos días antes, Castro y del Pino había contactado a Gaitán con el pretexto de invitarlo a hablar en la sesión inaugural del congreso estudiantil, y Gaitán había aceptado reunirse con ellos ese día para hablar sobre el asunto. Pero, poco menos de dos horas antes de la reunión, alguien le hizo varios disparos, y pereció unas horas más tarde.

     Cuando Gaitán fue asesinado, Castro y del Pino se hallaban muy cerca del lugar donde ocurrieron los hechos.

     El asesinato de Gaitán desató una frenética orgía de muerte, destrucción y saqueo que destruyó la mayor parte del centro de la populosa ciudad de Bogotá y que virtualmente cortó las comunicaciones con el resto del país por varios días. Los disturbios causaron la muerte de más de mil personas. 150 edificios importantes fueron totalmente quemados o parcialmente destruidos.

     Los disturbios marcaron el comienzo de un período sangriento en la historia de Colombia que se conoce como “la Violencia”, que ha costado la vida a más de 200,000 personas y ha continuado casi hasta el presente. La Violencia fue la causa principal de una emigración masiva de colombianos del campo a las ciudades. También creó las condiciones necesarias para el surgimiento de grupos guerrilleros que aun subsisten.